Cómo Humidificar el Ambiente Casero

Aunque comercialmente se explica con marketing digital que la forma de cómo humidificar el ambiente casero y aumentar la frescura del aire en tu hogar es usar un humidificador comercial, hay otras técnicas naturales que puedes probar. Aquí te dejo algunas ideas:

Cómo Humidificar el Ambiente Casero
 

Cómo Humidificar el Ambiente Casero

Ducha con la puerta abierta

El vapor de la ducha puede ayudar a aumentar la humedad del aire en tu casa, especialmente si dejas la puerta del baño abierta. Sí te es factible, puedes dejar el agua caliente correr un poco más después de terminar la ducha para crear más vapor.

 

Deja agua hirviendo

Pon una olla de agua a hervir en la estufa a fuego lento. Puedes añadir unas gotas de aceites esenciales para aromatizar el aire y relajar tus sentidos.

 

Establece recipientes de agua

Colocar recipientes de agua cerca de las fuentes de calor, como las ventanas soleadas, puede ayudar a evaporar el agua y humidificar el aire. Puedes usar jarrones, vasos, botellas de vidrio destapadas o cualquier recipiente que tengas a mano.

 

Cómo Humidificar el Ambiente Casero, invirtiendo en una fuente de interior

Una fuente de agua no solo es un elemento decorativo, sino que también puede aumentar la humedad y el frescor del aire al crear un flujo constante de agua. Aunado a ello, el sonido del agua puede tener un efecto relajante y reducir el estrés.

 

Adoptar plantas

Las plantas son excelentes humidificadores naturales porque liberan agua a través de sus hojas por el proceso llamado transpiración. Además, purifican el aire al absorber el dióxido de carbono y liberar oxígeno. Algunas de las mejores plantas para humidificar el aire son el helecho, la palmera, el bambú, la orquídea y el lirio de la paz.

 

Líe y baja el calor

El sistema de calefacción central de tu casa es una de las principales causas de la sequedad del aire. Si puedes, baja el termostato y ponte una capa extra de ropa. Así ahorrarás energía y evitarás que el aire se reseque demasiado.

Cómo Humidificar el Ambiente Casero
 

Cómo Humidificar el Ambiente Casero, buscando, encontrando y sellando fugas

Las fugas de aire alrededor de las puertas y ventanas pueden hacer que el aire frío entre y el aire caliente salga de tu casa, reduciendo la humedad y la temperatura. Para evitarlo, puedes usar burletes, masilla o cinta adhesiva para sellar las grietas y rendijas por donde se escape el aire.

 

No dar uso a la secadora de ropa

La secadora de ropa también contribuye a secar el aire al extraer la humedad de la ropa. Si quieres aumentar la humedad, mejor cuelga la ropa mojada en un tendedero o en una cuerda dentro de tu casa. Así la ropa añadirá humedad al aire al secarse y ahorrarás electricidad.

 

Minimiza el uso del secador de pelo

Al igual que la secadora de ropa, el secador de pelo usa aire caliente para secar el cabello, lo que también reseca el aire. Si quieres mantener la humedad, puedes secar tu cabello al aire libre o usar una toalla. Además, tu cabello te lo agradecerá, ya que el secador puede dañarlo y debilitarlo.

 

Cómo Humidificar el Ambiente Casero: No drene el baño

Después de tomar un baño, puedes dejar el agua en la bañera en lugar de drenarla. El agua se enfriará lentamente y liberará humedad al aire. También puedes aprovechar el agua para regar tus plantas y/o limpiar el baño.

Estas son solo algunas de las técnicas sobre cómo humidificar el ambiente casero, evitando así que el aumento de clima le haga más caluroso y se generen también malos olores, lo que es el fin del humidificador en pro de refrescar tu hogar de forma natural.

Lcdo. Argenis Serrano

Comentarios

Entradas populares

Dragon Ball Súper para Colorear

Cómo Sembrar Zanahorias en el Hogar

Caballeros del Zodiaco para colorear (Saint Seiya)

Productos Para la Limpieza del Hogar

La ejemplaridad de Maclovio Esteban Yañez Mondragon en la capacitación al emprendimiento del pequeño, mediano y gran inversor

Usos Médicos de la Planta de la Cannabis

Generador Eléctrico