Normas básicas para elegir ropa correctamente en el día a día

La ropa debería ser pensada para cada ocasión. Pero muchas veces el presupuesto y nuestra personalidad así no lo permiten.

Pero, se puede hacer un guardarropa cómodo, útil, práctico, ajustado a aquello que nos identifica, nos gusta y que requeriremos según las normas más elementales de vestimenta según la ocasión.

Paulatinamente se puede adquirir ropa a nuestro gusto que también se adapte al clima y las condiciones de nuestra rutina diaria. Tener un estilo no implica no comprar lo más práctico, ajustado a la equidad social y que nos brinde plácemes.

Estas son unas instrucciones sencillas para que cada compra de ropa sea una construcción total que termine engranando con cada momento de nuestra existencia y una inversión de la cual no nos tengamos que arrepentir y terminar regalando una ropa que en principio, creíamos estaría con nosotros, siempre.

ropa
 

Normas básicas para elegir ropa correctamente en el día a día

Conoce tu cuerpo: Elige prendas que favorezcan tu tipo de cuerpo y te hagan sentir cómodo.

Define tu estilo personal: Viste de acuerdo a lo que te gusta y te representa.

Calidad sobre cantidad: Es mejor tener menos prendas de buena calidad que muchas de baja calidad.

Adecuación al evento: Viste de manera apropiada para la ocasión, ya sea formal o casual.

Atención al clima: Elige tu ropa según la estación y las condiciones meteorológicas, pensándola en un uso más prolongado, por ser de temporada.

Comodidad: Prioriza la comodidad sin sacrificar el estilo.

Colores neutros y el negro: Son fáciles de combinar y siempre lucen elegantes.

Prendas atemporales: Invierte en piezas clásicas que no pasen de moda.

Accesorios con moderación: Los accesorios pueden realzar un atuendo, pero no exageres.

Ropa a medida: Si te es posible, ajusta tus prendas para un mejor fit.

Cuida tu ropa: Mantén tus prendas limpias y en buen estado.

Evita excesos: No sobrecargues tu look con demasiados patrones o texturas.

Zapatos adecuados: Elige zapatos que complementen tu atuendo y sean apropiados para la ocasión.

Evita prendas desgastadas: No uses ropa con signos evidentes de desgaste.

Cuidado con los estampados: Elige estampados que no choquen con tu figura o el resto de tu atuendo.

Balance en el atuendo: Distribuye el interés visual equitativamente en tu look.

Ajuste correcto: Asegúrate de que tus prendas no sean ni muy ajustadas ni muy holgadas.

Limpieza de calzado: Mantén tus zapatos limpios y en buen estado.

Cuidado con los logos: Evita el exceso de marcas visibles en tu ropa.

Actualización periódica: Renueva tu armario de vez en cuando para mantenerlo actualizado.

 

Estas normas son una guía general y pueden adaptarse según tus preferencias personales y las tendencias de moda actuales. Recuerda que lo más importante es que te sientas segura y cómoda con lo que llevas puesto.

Lcdo. Argenis Serrano 

Comentarios

Entradas populares

Los Grifos

Sugerencias Sobre Seguridad y Vigilancia Para el Hogar

WordPress: El Hogar como Producto

Generador Eléctrico

Consejos Para un Hogar Saludable, Seguro y Feliz

Comprar una Casa: Preocupación – Ocupación